Los primeros socorros salvan vidas

Desmayos, intoxicación alimentaria o quemaduras. Estas son algunas de las emergencias más comunes en la vida diaria de todos. Cualquier persona que ha sufrido algunos problemas sabe cuán importante es la ayuda de una persona para prestar los primeros auxilios. Independientemente del problema, algunas reglas son importantes para mantener la seguridad y facilitar la asistencia a las víctimas.

“Teléfonos útiles, como el SAMU y de los bomberos, además de la ubicación, son importantes informaciones para proveer la más rápida asistencia”, dice Lucia Helena Camargo Fidencio, técnica de enfermería del Hospital Infantil Darci Vargas, del Hospital de las Clínicas y del SAMU. Mantenerse calmado es otro punto clave para no asustar aún más a la víctima e incluso para prevenir nuevas lesiones. Esta posición también ayudará cuando se le pidieren que informe sobre el caso a los profesionales de la salud.

Quemadura
El accidente puede ser caracterizado por quemaduras de 1º. grado, que afecta a la capa superior de la piel y puede ser identificado por enrojecimiento; 2º. grado, cuya consecución es un poco más profunda y los efectos son enrojecimiento, dolor y la formación de ampollas; y 3º. grado, donde la lesión afecta a todas las capas de la piel (epidermis, dermis, tejido grueso y nervios). En este caso, el dolor no es común, ya que la sensibilidad de los nervios no se siente y pueden dejar la piel oscura, seca y dura.

“En caso de haber fuego en el cuerpo, hay que no olvidar de su seguridad en primer lugar porque las llamas podrían propagarse hacia usted. En ese caso, no deje que la persona se ponga a correr, ya que las llamas podrían aumentar. Utilice un paño grueso, una manta o alfombra para contener el fuego. Haga la víctima acostarse en el suelo y la cubra con estos ítems “, explica Lucia Helena, haciendo hincapié en que es importante no aplicar ninguna crema o pomada en la quemadura y nunca toque en las ampollas.

Desmayos
Bajo nivel de azúcar en la sangre, fatiga y dolores severos pueden provocar una pérdida temporal de la conciencia. “La gente que va a desmayarse suele sentir debilidad en el cuerpo, náuseas y sudor frío. Si la persona no ha desmayado aún, haga con que siéntese y pídale que baje la cabeza hasta las rodillas para disminuir el vértigo. Pero si la persona ya se ha desmayado, colocarla en posición decúbito supino para que la circulación de la sangre hacia el cerebro se ve facilitada “, dice la profesional. Dejar el medio ambiente bien ventilado también es muy importante.

Intoxicación alimentaria
Comer fuera es muy común, pero la comida y los lugares deben estar bien escogidos para no causar intoxicación alimenticia. El problema ocurre debido a la contaminación por bacterias. Dolor abdominal y dolor de cabeza, diarrea y vómitos son algunos de los síntomas. “Beber mucha agua es el primer paso para cualquier persona con este problema. Lo ideal es evitar las carnes crudas y comidas enlatadas en casa. En caso de síntomas, lleve a la persona al médico “, dice Lucia Helena

Un acto de la madre
Jessica Pedro Andrade, gerente de un restaurant, pasó por un momento difícil hace aproximadamente un año. Su hija de cinco años de edad, puso una moneda en su boca y la tragó. “Mientras se asfixiaba, llamé a los bomberos y ellos me orientaron a colocarla en mis piernas, boca abajo y a presionar repetidamente la espalda para aumentar la presión en la caja torácica para forzar la expulsión. La moneda salió y entonces pude respirar aliviada. Creo que no conseguiría mantenerme calmada para llevarla al hospital porque ella estaba tan débil que parecía que desmayaría “, dice Jessica